sexta-feira, 29 de abril de 2011

¿Hay dos caminitos?

Sí, el de La Boca y el de Olta, en La Rioja.

Estando en Buenos Aires para la Feria del Libro, la semana pasada, compré una Guía de Clarín que muestra paisajes y sitios de Catamarca -tierra de mis padres- y La Rioja.

Entonces me enteré de una curiosidad del tango Caminito. Y es que la letra se refiere a un caminito y la música a otro.
No es algo muy conocido y la gente cree que la canción habla sólo del famoso Caminito del barrio de La Boca en Buenos Aires, visitado por 9 de cada diez turistas brasileños. Esto es cierto sólo en parte.
Juan de Dios Filiberto compuso la música inspirado en el senderito sin veredas de La Boca, pero no es así con la letra, que Gabino Coria Peñaloza escribió un buen tiempo antes, inspirado en un sendero rural del pueblito de Olta, en la provincia de La Rioja, cuando era inspector de escuelas.

El Caminito de la Boca fue primero un arroyo y después una ferrovía para la circulación de trenes de carga en el antiguo puerto de La Boca, más conocido como “La Curva”.

Filiberto recuerda el camino que recorria para ir a trabajar a la fábrica, en 1904. En1959 la Municipalidad de la Ciudad de Buenos Aires, lo declaró uma “calle museo”.

El Caminito de Olta, por su parte, era un sendero rural que iba desde la plaza central del pueblo, más específicamente saliendo de la estación terminal de ómnibus hacia el pueblito de Loma Blanca. Por el mismo, en 1903, andaba Gabino Coria Peñaloza con su enamorada, en lo que él describe como “sembrado de trébol y juncos en flor”.

Nenhum comentário:

Postar um comentário